El Mejor Momento de tu Vida

1 Estrella2 Estrella3 Estrella4 Estrella5 Estrella (1 Votos, Promedio: 5,00 de 5)
Cargando…

Cuántas veces nos hemos planteado o nos han preguntado: ¿cuál fue el mejor momento de tu vida? Es muy probable que al menos alguna vez lo hayamos pensado, y muy probablemente hayamos acudido a alguna experiencia del pasado para responderla. Cuando fuimos de vacaciones, cuando estaba en la escuela y no tenía problemas, cuando estaba junto a tal persona.

solo-existen-dos-dias-al-ano-en-los-que-no-se-puede-hacer-nada

Ahora bien, mi punto de vista que pude forjar gracias al estudio de varios autores, como Wayne Dyer, Louise Hay, Eckhart Tolle y hasta el mismo Wallace Wattles, me hizo ver que la respuesta más adecuada a esa pregunta es: “ahora”. El mejor momento de mi vida es ya mismo, en este preciso momento, porque el pasado ya no existe y el futuro menos todavía.

La única realidad que tenemos y por ende sobre la que podemos actuar es AHORA.

Cuando podemos revertir nuestro condicionamiento pasado a esta nueva filosofía de vida, nos damos cuenta que tenemos en nuestras manos la decisión de poder crear un mejor presente y por ende un mejor futuro.

Pensar de esta manera te hace olvidar de las malas experiencias del pasado y de las culpas que podamos sentir por ellas, como así también nos permite desprendernos de la ansiedad de un futuro que todavía no existe, posibilitando que podamos enfocar toda nuestra energía en lo que interesa, el ahora.

El perdón por un lado nos puede ayudar a quitar el pasado de nuestras espaldas. “Si no sueltas el pasado con que manos agarras el futuro”. De la misma manera, la fe es el ingrediente maravilloso que nos permite liberarnos de la ansiedad por el futuro, porque nos permite depositar toda nuestra confianza en una inteligencia que está mucho más allá de nuestro ego, de nuestra personalidad, que nos guía constantemente hacia más vida y más desarrollo.

Cuando puedas lograr saber estas palabras, es decir, meditarlas y estudiarlas, vas a lograr ver que si perdonamos y tenemos fe, lo único relevante es hacer lo mejor en el ahora, en este preciso momento.

A esto es a lo que Wallace se refiere cuando dice que hagamos cada tarea de una manera eficiente. Que logremos poner todo el poder de la fe, la visión y la gratitud, en cada tarea que hagamos, por más trivial y fácil que sea.

Repitiendo este proceso, cuando menos nos demos cuenta, en todo lo que hagamos estaremos invocando todo el poder de Dios, y esta es la manera en que cada tarea sea realizada de manera perfecta y existosa, y si cada tarea se realiza de una manera exitosa, toda nuestra vida será un éxito.

CompartirShare on FacebookTweet about this on TwitterShare on LinkedInShare on Google+Email this to someonePrint this page

Comentarios

comentarios

Dejá un comentario